Las reclamaciones al maestro armero… y el tiro por la culata

Las reclamaciones al maestro armero… y el tiro por la culata

Ambas expresiones proceden de la Guerra de Sucesión (1701-14). momento en el que ya sabes que no solo estuvo en juego el futuro de España, sino el control de la hegemonía del Viejo y Nuevo Continente.

Desde el punto de vista militar se introdujeron nuevas estrategias que marcarían la forma de “hacer la guerra”, para los siguientes 100 años. El elemento estrella de esta contienda fue, sin duda, la “bayoneta”. Esta llegó para simplificar mucho la vida de los regimientos de infantería. Ya no hacía falta que el batallón se dividiera en dos, y que por un lado hubiera soldados piqueros (armados con lanzas), y por otro mosqueteros (cargados con pesadas armas de fuego). Desde ese momento todos los soldados podían disparar y combatir en el cuerpo a cuerpo, sin tener que manipular su fusil.

Como no hubo mucho tiempo para perfeccionar el arma -ni de ponerse exquisitos seleccionando al personal- su dominio no fue inmediato. El proceso, además, implicaba depositar primero la pólvora y a continuación el proyectil, por lo que si en el fragor de la batalla te equivocabas e invertías el orden “el tiro salía por la culata”. Cómo ves, era usual que estas armas requiriesen reparación y mantenimiento constante, y así es cómo surge la idea de designar un “Maestro Armero” para cada destacamento. Como podrás imaginar por el dicho, a este era fácil encajarle “el muerto” y pedirle reclamaciones si tú arma no había funcionado en el campo de batalla como esperabas, e incluso -era el comodín- si el que fallabas eras tú; de ahí la ambigüedad que denota el uso de la expresión.

Curiosidades

"El que parte y reparte..."


¿Tú también piensas en corrupciones de ámbito político actual cuando escuchas este refrán? ¡Pues hubo un tiempo en el que estas dinámicas grupales, de privilegios e injusticias, se llevaron la palma!: el S. XVII español, y sus protagonistas, los validos.
Curiosidades

Katharine, Queen of England


Catalina dejó una huella imborrable en la memoria de los ingleses. Aunque Enrique VIII le negó el título, en determinados lugares de la isla, se la sigue considerando su reina.
Curiosidades

España y América, una relación de ida y vuelta


La relación entre España y América fue una relación de ida y vuelta. Sobre todo, permitió la inculturación con las comunidades amerindias que, en muchos casos, estaban saliendo de una forma de vida prehistórica.
Curiosidades

Un santo alcalaíno da nombre a 9 ciudades en América y Filipinas


San Diego nació en San Nicolás del Puerto (Sevilla) a principios del S.XV. (1400-63). Su apasionante vida transcurre entre el estancamiento de la Reconquista -por las luchas internas de Castilla- y el descubrimiento de América.